Conecta2 TV

IMAGOTIPO CONECTA2
Foto: Policía de Investigaciones de Chile. Región de Arica y Parinacota.

Detenida se valía de la confianza de sus víctimas, para luego esperar estar sola en los inmuebles y sustraer especies. En tanto, era asistida por su hermana y la pareja de esta, quienes le ayudaban a ocultar los valores hurtados, donde se halló también un revólver.


Detectives de la Brigada de Investigación Criminal (Bicrim) Arica, ayer en virtud a denuncia, detuvo a una banda compuesta por dos mujeres y un hombre, todos mayores de edad y de nacionalidad boliviana, imputados por los delitos de hurto agravado, receptación y porte ilegal de arma de fuego. Los antecedentes se originaron cuando los oficiales recibieron, por parte de la denunciante, antecedentes respecto a que desde su domicilio le había sido sustraído un notebook. En su relato la afectada agregó que del hecho mantenía sospechas en la asesora del hogar que había contratado hace un par de días, de la cual sólo indicaba saber que era una mujer con acento extranjero. En el transcurso de las primeras diligencias en el sitio de suceso, por medio de entrevistas y el análisis de registros de cámaras de seguridad, se acreditaron los hechos. Mientras que se obtuvieron imágenes donde se captaba a la imputada, saliendo desde el domicilio de la afectada, ocultando un objeto entre sus vestimentas, para luego abordar un vehículo en dirección desconocida. Con la información obtenida se efectuó la búsqueda de la imputada, diligencia que arrojó resultados positivos al lograr su ubicación mientras transitaba a bordo del móvil en cuestión, por el sector norte de la ciudad. Una vez realizado su control de identidad, conforme a los antecedentes de la denuncia, se gestionó la entrada y registro a su domicilio y al de su hermana. Donde se encontró el equipo electrónico denunciado, además de diversas especies que no pudieron acreditar su procedencia, junto con un revolver. El modus operandi utilizado por la banda criminal, consistía en ofrecer servicios como asesora del hogar, donde luego de tener la confianza de las víctimas procedían a hurtar especies de valor. Para luego ocultar en casa de su familiar, las que eran después reducidas en el mercado informal. Respecto del resto de las especies recuperadas, se llama a quienes hayan sido afectados y reconozcan el actuar delictual de esta banda criminal, concurrir a la PDI, para reconocer y reclamar los artículos que sean de su propiedad.

Finalmente, los pormenores de la diligencia fueron expuestos a través del sistema “bitacora web”, de la Fiscalía Arica-Metropolitana Occidente, donde se instruyó que los tres detenidos fueran puestos a disposición del Juzgado de Garantía de esta ciudad, para el control de la detención.


,